“I really love you”

Estándar

Eres como un amor sincero que no acaba con el tiempo.

Los días pueden pasar, pero ninguno de ellos se lleva ni una sola parte de aquella emoción que siento cuando te veo.

Tus acciones, tus pensamientos, tus palabras, tus sueños, tus promesas y tus concejos solo demuestran y fortalecen tu imagen cuando te veo.

Eres como un amor soñado que solo perdurará con el tiempo.

Pero, solo el destino tendrá la última palabra del amor que ambos merecemos.

Pasaron los tres años que tenían que pasar, tal cual lo dijimos. Y como lo prometiste me buscaste. Yo ya había dado por perdida aquella opción que propusiste en ese entonces, pero al encontrar tu mensaje en mi bandeja de correos lo cambió todo.

Como siempre tus palabras escritas tan sinceras como tus palabras habladas. El encuentro fue el día indicado y como si lo supieses desde siempre, el lugar fue el apropiado.

Aún recuerdo tu mirada tierna, tu color canela brillar con la caída del sol, tu sonrisa cálida y la honestidad y sencillez que transmites cuando hablas. Y mientras lo hacías me perdía en tus palabras, era como si las podía ver como ellas se acomodaban a nuestro alrededor, sí, podía verlas de diversos colores flotando a nuestro alrededor, decorando el ambiente solo para los dos.

Me contaste de los mucho que habías avanzando, de todo lo que habías logrado y disfrutado haciendo todas las cosas que te gustaban. Y te seguí admirando, y no dude ningún instante en alegrarme por haber hecho aquella locura al momento del último adiós, al final de las clases, quien diría que eso sería el inicio de todo.

Aunque me distraía mientras me decías aquello importante que era el motivo de nuestro encuentro, no podía dejar de prestarte atención para capturar esos mensajes de entre líneas.

Te molestaste porque al final no pude darte una respuesta, quizá por temor, quizá por la sorpresa, quizá por la emoción, pero fui sincera al decirte ‘I really love you’.

Solo el tiempo y el destino nos conducirán al momento adecuado y si no fuera así, lo comprenderemos, o al menos yo lo comprenderé.

 

Continuación de “El momento del último adiós”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s